El pasado fin de semana, el joven Facundo Ramírez, este año acompañado por el también joven Ariel Ledesma, logró un nuevo podio, consolidando así un excelente desempeño en esta temporada

Cabe recordar que el joven Ramírez, quien corre con su Volkswagen Gol 1.6 en la Clase N9 por tercer año consecutivo, abrochó con esta competencia una seguidilla de cuatro podios en cuatro fechas. Terceros en la primera fecha, segundos en la segunda y la tercera, y terceros en esta última.

Gracias a esta buena performance, el binomio local hoy se encuentra, junto a los hermanos Emanuel y Mauricio Blanc, y al binomio de Leonardo Nattero y Veronica Wetzel, peleando por el campeonato alejados del segundo pelotón de competidores.

Vale destacar que, si bien los Blanc han tomado alguna distancia de Ramírez-Ledesma y Nattero-Wetzel, aún nada está dicho, pues recién a partir de la próxima carrera, fecha fusible con puntaje y medio, se verá quienes se van consolidando en el campeonato.

De este modo, los jóvenes Facundo y Ariel, ambos de 26 años,  conforman el binomio local mejor perfilado en el Rally Entrerriano y, faltando cuatro fechas, se perfilan para estar entre lo más destacado de la competencia en este 2016.

Un capítulo aparte merece el Golcito, con la precisa asistencia mecánica y de motor de Hernán y Maximiliano Adami, de Colón, el cual viene comportándose maravillosamente en cada competencia con rendimientos dignos de destacar.

Cabe remarcar que la puesta en carrera de un auto de estas características, de un valor aproximado de 300 mil pesos, demanda de logística para cada fecha, por lo menos, unos 20 mil pesos, siempre y cuando no surja algún lamentable imponderable.

En el caso del Gol de Ramírez-Ledesma, hacen posible su participación una valiosa nómina de sponsors: Baci, Gualeguay Cereales, Pinturerías Calcagno, Canal 2, Iluminación Copello, El Señor de los Novillos, TecnoCars, Chapas Chengo, Gomería La Negrita, Nieser, Avatares, Dinagro, Cladan, UrbanoTec, y Bourlot, entre otros.

Por último, vale remarcar que, más allá del esfuerzo económico que insume competir en el Rally, esto también exige un gran sacrificio personal, el cual se sobrelleva con el acompañamiento apasionado de familiares y amigos.

Gualeguay21