El 41,9 porciento de las pymes están lideradas por una mujer, y la mayoría se encuentran en el comercio, en rubros como indumentaria, calzados o perfumerías. Esto resulta del Indicador de Participación de la Mujer en las Pymes, elaborado por el sector de Mujeres Empresarias, de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa, CAME, y presentado en el marco del Mes de la Mujer.

Entre los datos que surgen del indicador, se destaca que las pymes lideradas por mujeres no son abundantes, pero tampoco escasas, a la vez que se observa que la situación se va revirtiendo, pero se trata de un proceso muy lento. Por ejemplo, en la industria, la presencia femenina como única dueña es baja, solo en el 6,2 porciento de esas empresas, y casi siempre es acompañada por un hombre.

De acuerdo con este indicador, en base a una encuesta entre 1500 industrias y comercios realizada en enero pasado, el 20,4 porciento tiene como dueña única a una mujer y, si se agregan las empresas con propiedad compartida con algún hombre, la participación femenina se extiende a 41,9 porciento, pero con algunas características.

Otro dato que surge es que la brecha entre las mujeres y los hombres al frente de las pymes es elevada, ya que en el 78,6 porciento hay un hombre en ese rol, solo o compartiendo la responsabilidad con una mujer, lo que significa que alcanza casi el doble que las mujeres.

También resulta de este indicador que la participación de la mujer es mayor en el comercio que en la industria. Por ejemplo, si se toman sólo las empresas con propiedad exclusiva de mujeres, en el comercio es de 25,9 porciento y en la industria de apenas 2,8 porciento.

Por último, surge de los indices presentados que, en aquellas empresas de propiedad compartida, en el comercio la mujer participa del 45,2 porciento mientras que en la industria del 31,2 porciento, reflejando cómo en este último sector, el rol de la mujer se extiende, pero casi siempre acompañada por un hombre.

Gualeguay21