18 julio, 2024 6:24 pm
Rectángulo Image

El compañero Rogelio


Hoy es noticia que peronistas contenidos dentro de Cambiemos quieren que Rogelio Frigerio sea candidato, aunque no se sabe si esta pretensión obedece a una operación frigerista o a algunos miedos que son comunes a toda la sociedad.

Según dicen estos peronistas, ellos quieren un cambio cultural, cualitativo e institucional para la provincia, y entienden que, para eso, debería gobernar la provincia quien mejor representa ese proceso, el actual ministro del Interior, Rogelio Frigerio.
Tan es así que, para lograrlo, se comprometen a “convocar a los distintos sectores de la comunidad entrerriana, que tengan como objetivo la movilización social hacia el bien común”.
Demás está decir que lo expresado por estos peronistas sintetiza los deseos de miles de entrerrianos, quienes, al mismo tiempo, tienen miedo a que, gracias a pactos políticos no tan santos, se vean obligados a elegir entre Bordet y Benedetti.
Todos saben que la Nación está “satisfecha” con la gestión de Bordet, ya que ha logrado implementar una relación Nación-Provincia satisfactoria para ambas partes, al igual que muchos sospechan que Frigerio dejaría competir a Benedetti para que, de una buena vez, éste entienda que, por más que junte las cabezas de varios dirigentes del centenario partido, los radicales de a pié ya no lo siguen.
De este nodo, no seria descabellado pensar que Frigerio quiera, en realidad, terminar con la vieja política en la provincia, la cual está enquistada a ambos lados de la grieta. Con una derrota de Benedetti y luego de un segundo gobierno de Bordet manipulado desde la Nación, Frigerio podría candidatearse en 2023 y ganar cómodamente la elección.
¿Y si gana Benedetti?
Precisamente ese sería el miedo de Frigerio y la razón por la cuál, todavía, no dice ni si ni no. Si alguna encuesta creíble lo amenazara con esta posibilidad, seguramente habrá internas y él debería ser el candidato a enfrentar a Benedetti.
Vale reconocer que si alguien conoce bien a los radicales, a los peronistas, y a su degradación kirchnerista, ese es Frigerio, lo cual le permite tener una aguda percepción de la realidad política, a la vez que su formación lo dota de las herramientas naturales para llevar adelante satisfactoriamente cualquier estrategia.
Por lo tanto, de acuerdo a lo expuesto, y más allá de las pretensiones personales de Frigerio, hoy, lo que realmente manifiestan los peronistas, en sintonía con gran parte de los entrerrianos, es que quieren que Entre Ríos tenga ya un gobierno que consolide el cambio hacia una mejora, pues la provincia demanda una administración alineada al cambio, lo cual nunca será en las manos de Bordet.
Del mismo modo, muchos creen que no hay ninguna necesidad de esperar cuatro años más, y mucho menos si ello implica poner en riesgo este delicado proceso, ya que Frigerio y los peronistas saben bien lo que puede llegar a hacer el kirchnerismo entrerriano si se le da otro período de poder.
Ahora bien, también puede ser que Frigerio ya haya resuelto todo esto, haya decidido ser candidato, y lo manifestado por los peronistas solo sea para ir poniéndolo sobre la mesa de discusión de cara a las PASO de abril de 2019.
Ojalá sea ésto último, pues resultaría muy triste que se esté jugando con el futuro de los entrerrianos.
Norman Robson para Gualeguay21

× HOLA!