Rectángulo Image

Informe climático del jueves 28


Durante el jueves y viernes de la semana pasada, en forma oportuna, la actividad que se observaba sobre el centro de la Mesopotamia alcanzó los departamentos del norte mismos no bastaron para normalizar el paso del mes de noviembre pero aliviaron sustancialmente las necesidades hídricas.

A este evento se le sumaron las lluvias del lunes, las cuales lograron posicionarse con más eficiencia sobre el centro de la provincia, resumiendo al cabo de la jornada del martes, una semana que puede considerarse favorable desde el punto de vista pluvial.
En el mapa se representan las lluvias de este período y en él se destaca un sector del sudoeste de la provincia que sigue con acumulados pobres respecto de lo que es común para el mes de noviembre. Salvando la zona del departamento Paraná mejor provista, este sector queda diferenciado hacia abajo respecto de lo observado en el resto de la provincia.
El buen tiempo que se presenta actualmente presentará un cambio significativo durante el fin de semana. Nuevamente convergen elementos que promueven una fuerte inestabilidad atmosférica y proyectan la reaparición de las precipitaciones de vasta cobertura. Las mismas se harían presentes sobre gran parte de la provincia hacia la tarde noche del sábado y durante el domingo.
Debido a la gran concentración de humedad atmosférica que se espera se produzca previamente, los sistemas precipitantes pueden ser destacados. En este sentido, el último día del mes puede sumar las lluvias necesarias para normalizar el patrón pluvial mensual sobre los sectores con acumulados más atrasados. En general, salvo sobre el centro sudeste de la provincia, no habría problemas para recibir lluvias que superen acumulados superiores a los 50 milímetros.
Estado de las reservas al 26 de noviembre del 2014
El balance hídrico presenta una destacada recuperación sobre el norte de la provincia y por el contrario aparecen reservas que empobrecieron sobre sectores del oeste sudoeste. Se destacan algunos excesos temporarios desde San Salvador hacia el norte de Concordia, como excepción de reservas entre adecuadas y óptimas que dominan gran parte de la franja este de la provincia.
De no mediar un pronóstico favorable en el corto plazo, podríamos estar refiriéndonos con cierto grado de preocupación al nivel de humedad de los departamentos del centro oeste y sudoeste. Eventualmente la continuidad de un patrón pluvial deficitario trasladaría una fuerte presión a la primera quincena del mes de diciembre, sin embargo se proyecta con un alto nivel de probabilidad un escenario muy mejorado para comienzos de la semana próxima.
Los elementos que han dominado la provisión de agua desde comienzos de año, se mantienen activos. Ocasionalmente se dan períodos que ajustan las reservas coincidiendo la escasez de precipitaciones con las altas temperaturas, sin embargo de fondo, las masas de aire húmedo siguen transitando sin mayores dificultades el territorio mesopotámico. Mientras esto suceda, es menester esperar que se observe la dinámica propicia para el desarrollo de sistemas precipitantes. Esta situación parece estar definiéndose favorablemente para el fin de semana.
Es importante entender que las sequías extendidas se definen cuando el aire húmedo es secado por un sistema de alta presión sobre el continente o en otros casos cuando la circulación de aire es ineficiente como para transportar masas de aire de origen tropical. El verano en el que ingresaremos, no parece inclinarse por estas características, lo cual en principio, disminuye el riesgo de sequía.
BCER

× HOLA!