Rectángulo Image

Informe Climático del 21 de agosto


La semana que cerró pluvialmente el miércoles 28 a las 9 de la mañana, ha validado los pronósticos que auguraban la persistencia del patrón seco. El mismo, sólo se vio interrumpido con algunas lluvias débiles en el noreste provincial durante el miércoles 21, las cuales también se registraron sobre la costa este de la provincia sin proyectarse al resto del territorio; esto se evidencia en el mapa.

Lo más relevante de la semana ha sido la irrupción de aire frío que comenzó a notarse durante el viernes, asentuándose el fin de semana y  tuvo su mayor rigor en las temperaturas mínimas del lunes y martes. La circulación de aire que se impuso, además de inusual para la época, tuvo una trayectoria continental de origen polar y que no sufrió modificaciones destacadas en su tránsito hacia el norte. Por esta razón, las bajas temperaturas se sintieron hasta el sur de Paraguay, obviamente dejando heladas generalizadas en la región pampeana. La provincia de ER particularmente no se caracterizó por mostrar los registros más bajos de temperatura mínima, pero marcas del orden de 3 grados por debajo de cero fueron comunes en el amanecer del martes.  No fue casual que la provincia de ER, haya sufrido el mayor impacto del frío durante los primeros días de esta semana, ya que una vez instalado el núcleo frío en la región pampeana, este se fue desplazando de oeste a este. Como se ha podido comprobar desde el miércoles, el cambio ambiental ha sido abrupto, observándose hoy registros de máxima que ya alcanzan los 25°C.
Se perfila la continuidad del tiempo seco y con temperaturas máximas que pueden considerarse veraniegas. Los amaneceres se mantendrán algo frescos, pero el contraste con el comienzo de semana, será notable.
Estado de las reservas hídricas al 28/08/2013
Las reservas de humedad resisten como pueden el embate del patrón seco. En el noroeste el balance hídrico ya dibuja la primera franja de sequía, la cual seguramente se ampliará a gran parte del norte provincial durante la próxima semana. Esto es razonable de esperar dado que no se esperan precipitaciones significativas y por otra parte se están observando vientos con alto impacto en la pérdida de humedad superficial, a lo cual también debemos sumarle las altas temperaturas. Es decir se perfila un combo de variables donde el balance hídrico necesariamente resultará perdedor.
Respecto de la heladas ocurridas durante las primeras jornadas de esta semana, consideramos que es posible que los cultivares de trigo hayan sufrido algo en su desarrollo vegetativo, pero difícilmente esto pueda traducirse en una merma de rendimiento. 
Queda claro que las zonas con mayor potencial triguero de ER se sostienen en el límite de su capacidad hídrica y solo el buen desarrollo de raíces puede estar trabajando para rescatar los milímetros necesarios para mantener las plantas en buena forma. Partiendo de este concepto, podemos razonar que hacia la segunda semana de septiembre las sementeras de trigo entrerrianas, deben recibir algún auxilio pluvial. Si esto no se concreta, la situación de sequía que se perfila para el norte se extenderá a los departamentos del sudoeste.
Las posibilidades de lluvia en el corto plazo son nulas. El comienzo de la semana próxima propondrá un nuevo cambio de ambiente. Si bien el enfriamiento no se asociará a una masa de aire polar, el mismo retrasa la consolidación de las masas de aire húmedo. Por eso decimos que por lo pronto las expectativas para el regreso de las lluvias se corren a la segunda semana del próximo mes.
BCER

× HOLA!