Rectángulo Image

Para Arroyo la quita de subsidios el limitada

La reestructuración del sistema de subsidios que lleva adelante el Gobierno nacional, alcanzará en Entre Ríos a grandes empresas y usuarios residenciales de alto poder adquisitivo que viven en countries o barrios privados, según confirmó el secretario de Energía, Raúl Arroyo.

Tras conocerse la habilitación del sistema de renuncia voluntaria a los subsidios del Estado nacional a los servicios de agua, luz y gas, para aquellos usuarios que consideren que no lo necesitan, el funcionario explicó los alcances que esta política podría tener en la provincia.

 

Afirmó a su vez, que “racionalizar una política no es aumentar tarifas, porque al trabajador, al hombre de todos los días no le va a significar aumento alguno”. Destacó en este sentido, el sistema de tarifa eléctrica progresivo con que cuenta la provincia, “pagando más quién consume más”.

Respecto al impacto que tendrá en Entre Ríos, el funcionario explicó que “las medidas tomadas, alcanzan solo a sectores económicos específicos”. En este sentido, dio cuenta de que en el primer grupo “aparecían el sector financiero, de seguros, los casinos. Un listado de alrededor de 12 sectores a los cuales se les retiraba ese subsidio de forma previa”.

Indicó que luego se agregó otro grupo en el cual la incidencia será directa, “el de quienes viven en country o barrios privados”. Aseguró que “esa sería la única situación que nos toca. El resto son subsidios que se eliminan e impactan sobre la gran masa que es del 53% y se ubica en Capital Federal y Gran Buenos Aires”. Resaltó en ese sentido, que serían barrios de altos ingresos económicos. “La resolución identifica claramente los barrios de muy buen nivel adquisitivo y que no necesitan subsidios, pueden pagar la tarifa plana”, subrayó.

Informó a continuación, que a partir de este miércoles se ha implementado un sistema voluntario para renunciar a estos subsidios. Así, quién considere que no necesita el subsidio, podrá prescindir voluntariamente de los mismos llamando a un 0800 o ingresando a una página web. Después del trámite, el usuario recibirá en el transcurso de una semana una notificación del Correo Argentino, donde constará la renuncia y el aviso de que a partir de la factura siguiente pagará la factura plana. A horas de haberse habilitado el sistema, ya son más de 2.800 usuarios los que han realizado este trámite.

El sistema provincial

El funcionario sostuvo que este sistema, “tiene un poco más de racionalidad, porque efectivamente el que más consume, tiene que pagar más. Hoy la política nacional tiende a subsidiar a la persona y no a las empresas. La idea es subsidiar a quién lo necesite”. En ese marco, puso sobre relieve la política llevada adelante en la provincia de Entre Ríos. “Nosotros tenemos subsidios específicos, la garrafa social, el sistema de tarifa eléctrica, es decir, subsidios específicos a quién consideramos que lo necesitan. No a las empresas como ocurría con la política nacional”.

Explicó así que, “dentro de nuestro sistema provincial, tenemos el sistema de tarifa eléctrica progresiva, es decir que, a medida que más se consume, más se paga”.Señaló que este sistema tiene escalones cada 200 kilovatios, con lo cual 200, 400 y 600 tienen distinta tarifa. “Entiendo que la Nación va a tener que hacer un sistema más o menos parecido en la segmentación, que haga que quién más consume más paga”, subrayó.

Sin aumentos

Arroyo afirmó que en definitiva, “racionalizar una política no es aumentar tarifas, porque al trabajador, al hombre de todos los días no le va a significar aumento alguno”. Igualmente, no descartó que a largo plazo se trabaje sobre el sector residencial con este criterio, “que quién no necesite o no se justifique que esté subsidiado, no va a tener subsidio. Quien verdaderamente lo necesite es el que lo va a recibir”.

Tarifa eléctrica

Por otra parte, el funcionario habló sobre la próxima audiencia pública respecto a la tarifa eléctrica, teniendo en cuenta que existe un pedido de dos distribuidoras ante el ente regulador de que se analice el tema. “Es un procedimiento que la provincia ha utilizado en varias oportunidades”, destacó.

Explicó que, el 16 de diciembre cuando se realice la audiencia pública “quienes consideren que necesiten algún incremento, expondrán los motivos. También se presentan los que consideran que no, donde cualquiera puede opinar”. Con estas herramientas, el ente regulador determina luego cual es el monto de la tarifa.

En ese marco, Arroyo resaltó la participación del usuario a través de asociaciones de consumidores, “ya en otras oportunidades también participaron. Por ahí participan varias instituciones y la verdad que es una buena discusión, porque además las empresas deben mostrar sus números. No es algo arbitrario, debe ser muy detallado técnicamente”, argumentó.

Análisis Digital

× HOLA!